Que perduren las sonrisas

El Sporting B quiere enlazar su décimo triunfo consecutivo ante un Atlético de Lugones que busca tres puntos para alejarse de la zona roja

Golaverage.com - Que perduren las sonrisas -

Pedro sonríe mientra estira en el entrenamiento del viernes./ ANDREA FERNÁNDEZ

Andrea Fernández

18/03/2017

• 12:45

El Sporting B busca el pleno al diez este domingo en Santa Bárbara (12.00 horas). El combinado sportinguista tiene la oportunidad de conseguir su décimo triunfo consecutivo y continuar dándole rienda suelta a una dinámica sobresaliente, tanto en los resultados como en el juego. Los pupilos de Jose Alberto, más reforzados aún si cabe tras derrotar al Langreo, saben que no pueden despistarse con el Avilés pegado a sus talones y pugnarán por seguir sumando de tres en tres para conservar una primera plaza que ha costado tiempo y esfuerzo conquistar. La misión no será sencilla contra un Atlético de Lugones inmerso en la guerra por la salvación y que sabe sacarle partido a las particularidades de su cancha.

Madurez. Es el calificativo que mejor define al actual Sporting B. El equipo gijonés se ha vuelto un equipo más avezado, capaz de jugar con los tiempos de los partidos sin perder la concentración, ni verse preso de la impaciencia, mucho más robusto en la parcela defensiva y eficiente en sus incursiones en el área rival. Todo ello lo demostró este pasado domingo en su triunfo frente al Langreo, pero no es fruto de un partido, sino de la suma de minutos en una temporada donde todos los integrantes del segundo equipo sportinguista, a título individual y como colectivo, han experimentado un notable crecimiento.

Refrendar con otros tres puntos el excelente momento que atraviesan los gijoneses es el objetivo del Sporting B en una nueva salida lejos de Mareo. A domicilio, el cuadro de Jose Alberto también ha dado un importante paso adelante como visitante y lo ha traducido en cuatro victorias seguidas fuera de casa. Añadir la quinta en uno de los cometidos que afrontan los rojiblancos en Santa Bárbara para no perder su preciada corona de líder e intentar, de paso, despegarse de un Real Avilés que este fin de semana se mide en el Suárez Puerta al mejor visitante, junto al Sporting B, de lo que va de segunda vuelta, el Covadonga. Claro que solo el Langreo ha sido capaz de puntuar en el feudo blanquiazul, con lo que los ovetenses se enfrentan a una exigente prueba.

Fiel a sus principios, el Sporting B quiere poner todos sus sentidos en su partido ante el Atlético de Lugones y no pensar en nadie más hasta que finalicen los noventa minutos en Santa Bárbara. Jose Alberto tiene las bajas confirmadas de Víctor Ruiz, por sanción, e Isma Cerro, que esta semana ya ha vuelto a entrenarse con el grupo, mientras que Cayarga es duda por una fuerte contusión que sufrió ante el Langreo. El técnico oventese recupera a una de sus piezas esenciales, Javi Benítez, que regresará a una convocatoria después de cinco jornadas ausente. Un posible once en Lugones lo formarían: Dani Martín; Cifre, Juan, Carlos, Ramón; Cris Salvador, Nacho, Pedro; Pablo, Claudio y Rubén.

El Atlético de Lugones se encuentra en la débil frontera que separa la zona de salvación y los puestos de descenso a Regional Preferente. Y es que el cuadro blanquiazul forma parte de un triple empate a veinte puntos con el Urraca y el Mosconia, del que sale perdiendo el equipo de Grao, primero en la zona roja de la tabla. Para los de Jonathan García es poco menos que una obligación conseguir un triunfo este domingo para intentar alejarse lo máximo posible de esa peligrosa línea divisoria.

Para afrontar la primera visita del Sporting B en Tercera a Santa Bárbara, Jonathan García tiene las bajas de los zagueros Luis Fanjul y Dioni Suárez por acumulación de amarillas, aunque recupera a Jaime Laviana tras un partido de sanción. El técnico blanquiazul está pendiente del estado físico de Jairo Casal y Miguel Suárez y podría optar por un once formado por: Pablo Herrero en la portería; Naredo, Eneas, Pablo Prieto y Matheus en la línea defensiva; Marcos y Jaime Laviana en la medular, con Juan Menéndez, Aser y Steven por delante; y el pichichi Wilmer en la vanguardia.